Comunidad 3 minutos de lectura

Historia que cruza el Atlántico: la participación española en la construcción del Canal de Panamá

En un revelador conversatorio titulado “Una Historia Compartida”, las investigadoras Wendy Tribaldos y Susana Cabezas arrojaron luz sobre un capítulo […]

En un revelador conversatorio titulado “Una Historia Compartida”, las investigadoras Wendy Tribaldos y Susana Cabezas arrojaron luz sobre un capítulo crucial, pero a menudo olvidado, en la construcción del Canal de Panamá: la participación de los españoles. Esta profunda investigación, auspiciada por la Fundación Nosaterra, se presenta en dos tomos que prometen ser un testimonio vívido y completo de este período histórico.

La Fundación Nosaterra, establecida en febrero de 2021, ha tenido como objetivo recuperar la memoria de los españoles que contribuyeron significativamente a la edificación del Canal a principios del siglo XX. Después de años de meticulosa investigación, Wendy Tribaldos y Susana Cabezas han condensado su hallazgo en una obra monumental. En palabras del director de la fundación, Ricardo Gago Salinero, la colaboración entre estas brillantes investigadoras ha sido extraordinaria, dando lugar a dos tomos para dar cabida a la riqueza abrumadora de información proveniente de fuentes primarias en Panamá, Estados Unidos y España.

El contexto histórico en España a inicios del siglo XX, explicó Cabezas, era sombrío y desafiante. La nación estaba sumida en una crisis política y social, con problemas económicos y una gran corrupción. La llegada de los primeros españoles a Panamá en febrero de 1906, provenientes de Cuba, marcó un cambio significativo para estos jornaleros, quienes encontraron en América una oportunidad para sobrevivir y alimentar a sus familias.

“Las condiciones laborales eran de espanto. Todos sabemos el clima que tenemos aquí en Panamá. Ahora imagínense que ustedes son obreros de pico y pala en la excavación en el corte Culebra. La mayoría estaba ubicada en lo que llamaban la boca de infierno, porque ahí la temperatura podía alcanzar 42 grados centígrados”, contó Tribaldos sobre las condiciones que vivieron aquellos trabajadores.

Como un homenaje tangible a estos valientes trabajadores, la Fundación Nosaterra inaugurará un monumento el 3 de febrero en la Calzada de Amador. Este monumento será un recordatorio perdurable de su contribución y sacrificio, un símbolo de la unión entre dos naciones a través de la historia compartida del Canal de Panamá.

Este conversatorio y la obra monumental que representa demuestran que la construcción del Canal de Panamá fue verdaderamente un esfuerzo global, y que la participación de los españoles ha dejado una huella imborrable en la historia de Panamá y España, una huella que ahora se celebra y se preserva gracias al incansable trabajo de investigadores dedicados y a la visión de la Fundación Nosaterra.

“No importa si el personaje de su interés llegó a Panamá a principios del siglo pasado o hace unos meses, habrá traído consigo la misma patria, que pronto será una con la nueva”. Ricardo Gago Salinero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

#Recientes

Agua

Variabilidad climática en la región central de Panamá

Gustavo Cárdenas Castillero · 8 mins
Comunidad

Pilando Ando: el éxito de un programa educativo regional

Alexis Espino · 3 mins
Comunidad

Líderes ágiles para el futuro del Canal

Miroslava Herrera · 4 mins
Comunidad

La ruta de Panamá presente en los museos

Miroslava Herrera · 8 mins